Por primera vez, se recapitulan las principales moléculas de comunicación celular liberadas por las células madre cancerígenas (CMC) para generar y modificar su entorno.
Los resultados han sido publicados en una de las principales revistas del campo de la Oncología y la Hematología, Journal of Hematology and Oncology.
Las donaciones que recibe la Cátedra han contribuido al desarrollo de este estudio.
autores
Los autores del artículo: Carmen Griñán-Lisón, Julia López de Andrés, Gema Jiménez y J. A. Marchal

Miembros de la Cátedra Doctores Galera y Requena de Investigación en Células Madre Cancerígenas han realizado un análisis crítico que recapitula, por primera vez, los principales componentes secretados por las  células madre cancerígenas (CMC) para regular el desarrollo tumoral y su influencia en la resistencia a los tratamientos antitumorales actuales.

Las CMC secretan (expulsan) unas moléculas mediante las cuales reclutan y activan otros tipos de células que se encuentran en los tumores, lo que les permite regular diferentes características como la angiogénesis (creación de vasos sanguíneos), el crecimiento tumoral, la metástasis o la resistencia a los fármacos.

La secreción de estos componentes (secretoma) de las CMC tiene una fuerte influencia en el desarrollo del cáncer, ya que promueve:

  • que las CMC generen y adecúen su propio entorno,
  • la creación de nuevos vasos sanguíneos (angiogénesis) para mantener el tumor,
  • la metástasis (varios de los componentes del secretoma están relacionados con la formación del nicho premetastásico, que no es otra cosa que producir un entorno favorable para la colonización y el crecimiento de las células tumorales),
  • la autorrenovación de las CMC, aspecto clave en el desarrollo tumoral,
  • la quimiorresistencia.
1

Comprender la interacción de las CMC con su entorno puede ser crucial para diseñar nuevos tratamientos: terapias que dirijan su acción tanto a las células tumorales como al entorno tumoral y las células que lo conforman.

Orientados hacia una medicina de precisión y personalizada, se necesitan biomarcadores robustos para identificar a los pacientes con mayor probabilidad de beneficiarse de estas terapias.

Diferentes rutas para una misma función

Como se analiza en el artículo, las CMC encuentran diferentes rutas para completar una misma función, por lo que en el estudio también se recogen fármacos ya aprobados en clínica y terapias combinadas en ensayos clínicos dirigidas selectivamente frente a este secretoma de estas CMC, con resultados muy esperanzadores en el tratamiento de diferentes tipos de cáncer.

Este estudio ha sido realizado en el seno de la Cátedra Dres. Galera y Requena de Investigación en Células Madre Cancerígenas de la UGR por investigadores del grupo ‘Diferenciación, Regeneración y Cáncer’ de la Universidad de Granada, que dirige el Doctor Juan Antonio Marchal Corrales, con la participación de los investigadores Julia López de Andrés, Carmen Griñán-Lisón y Gema Jiménez, pertenecientes al Instituto de Investigación Biosanitaria de Granada (ibs.GRANADA) y a la Unidad de Excelencia ModelingNature: from nano to macro (UGR).

El trabajo cuenta con la financiación de la Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía; el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades; la Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía; el Instituto de Salud Carlos III, y la Cátedra «Doctores Galera y Requena de Investigación en Células Madre Cancerígenas».

[dt_vc_list]

[/dt_vc_list]

Compartir: